Dimedimali ya construyó unas letrinas nueva para la escuela pública de Diassiya. Las antiguas estaban inservibles. Faltaba, no obstante, una toma de agua cercana. Por fin en 2016 pudo construirse un pozo en el patio de la escuela, del que se beneficia toda la comunidad.